20 enero, 2022

Consejos de lavado de albornoces

Los albornoces son un textil baño de gran utilidad; sin embargo, cuando no se lavan y se tratan de forma adecuada, suelen presentar los mismos problemas que las toallas de baño. Para evitarlo, es recomendable seguir algunos consejos de lavado de albornoces básicos para mantener tu albornoz en perfectas condiciones durante mucho tiempo.

Consejos de lavado de albornoces

colección de albornoces de rizo

Consejos de lavado:

  1. Al lavar un albornoz, siempre hay que hacerlo seleccionando bien las prendas que se introducirán en la misma lavadora, lo ideal es hacer una lavadora de solo toallas y albornoces o de ropa de hogar. En cualquier caso, hay que evitar introducir ropa con colores fuertes o de la que se sorpeche que pueda desteñir.
  2. Para el lavado, se puede utilizar un programa medio (o de algodón, si este es el material del albornoz y del resto de la colada).
  3. Un detergente neutro suave es la mejor opción para el lavado de albornoces. Lo ideal es evitar el uso de suavizantes. Para que vuelvan a estar suaves, se puede emplear un chorrito de vinagre.

Consejos de secado:

  1. Hay que secarlo procurando que no cuelgue demasiado, al tratarse de una prenda de peso, podría deformarse.
  2. Hay que evitar la exposición directa al Sol, que podría debilitar la fibras
  3. Hay que asegurarse de que el secado sea completo, y que no queden zonas húmedas, lo que provocaría mal olor
  4. Además, para evitar que el tejido se vuelva débil y quebradizo, hay que realizar un secado completo, pero no excesivo.

En cualquier caso, lo mejor para mantener los albornoces en buen estado desde el primer día, es controlar la etiqueta de lavado y mantenimiento y seguir los pasos y recomendaciones. De esta forma, la prenda resistirá mucho tiempo en las mejores condiciones.

¿Hace cuánto que no renuevas los albornoces de toda la familia? Echa un vistazo a nuestros modelos.

 

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.